As a new community service, LebTown will begin publishing Spanish language translations of coronavirus news. We will do our best to get as much information out to the public as quickly as possible.

Como un nuevo servicio comunitario, LebTown comenzará a publicar traducciones en Español sobre las noticias de el Coronavirus. Haremos todo lo para transmitir al público la mayor cantidad de información posible.

English

Pocos mineros (productores de carbón vegetal) son conocidos por su nombre por las poblaciones modernas más de un siglo después de su muerte, pero Joseph Johns, un esclavo fugitivo y legendario montañés del área de Union Township, es sin duda uno de estos pocos.

Advertisement

Johns, también conocido por el apodo local de “Old Black Joe”, es una figura que ocupa tanto la historia como la leyenda. Supuestamente nacido en la última década del siglo XVIII, fue esclavizado en una plantación de maíz y algodón en el condado de Fauquier, Virginia. Después de lograr escapar en algún momento a mediados del siglo XIX antes de la Guerra Civil, se dirigió a Pensilvania y, finalmente, a Blue Mountain en Union Township, donde encontró trabajo en la producción de carbón vegetal.

Es una historia que se ha repetido muchas veces durante el último siglo y es bien conocida entre muchos residentes del condado, especialmente los Boy Scouts de la Reserva Scout de Bashore que ahora ocupa la tierra donde Johns vivió y trabajó. Determinar cada detalle de la misma en hechos históricos puede ser difícil, pero Johns se ha convertido, sin embargo, en una de las figuras históricas más conocidas del condado desde su muerte hace más de 100 años.

La única fotografía conocida de Johns y su cabaña en Blue Mountain, tomada un mes antes de su muerte en 1906. Esta foto, actualmente en poder de la Sociedad Histórica del Condado de Lebanon, ha acompañado prácticamente a todos los artículos publicados sobre Johns desde la década de 1950.
Advertisement

Uniendo la vida de Joseph Johns

Una breve columna sobre Johns que apareció en el Daily News el día de su muerte, el 7 de febrero de 1906, contiene muchos de los detalles que vendrían a definir su historia, incluida una afirmación de que tenía 10 años cuando George Washington murió en 1799. Como esto lo pondría en 117 años, el periódico también afirma que él era el residente más viejo de todo el estado en ese momento.

Según la columna, Johns medía 5 ′ 8 ″ y pesaba 185 libras en sus últimos días. Muchos residentes locales lo conocían mientras trabajaba en las laderas de la montaña y, según muchas fuentes, era un miembro querido de la comunidad.

La línea de tiempo exacta de la vida de Johns difiere significativamente según la fuente, lo que lo convierte en una figura difícil pero fascinante de estudiar. Aparte de un libro de 2007 sobre Johns escrito por el difunto Francis Ditzler y una serie de artículos de periódicos escritos después de su muerte, no hay muchos escritos formales sobre Johns, especialmente de fuentes registradas antes de su muerte.

Advertisement

Fue un problema que Stu Hanford, nativo de Lebanon, encontró cuando eligió a Johns para investigar para su trabajo de tesis de antropología en el Muhlenberg College (el artículo completo está disponible para leer aquí).

Hanford, quien se graduó en 2019, descubrió que era difícil descubrir hechos concretos mientras investigaba la leyenda local más de un siglo después de su muerte. “Se podría decir que los relatos modernos se han ‘limpiado’ para restar importancia a cosas como la muerte de Johns y enfatizar su aceptación en esta comunidad o los aspectos que lo convirtieron en una figura atractiva para los Scouts, como cómo era un ‘montañés’. Aun así, su historia siempre estuvo desprovista de muchos detalles”, escribió Hanford en un intercambio de correo electrónico con LebTown.

El certificado de defunción de Johns, que afirma que su edad es de “unos 110 años”.

Hanford señaló que la mayor parte de la información formal e informal sobre Johns no ha cambiado significativamente de lo que se publicó por primera vez en el registro impreso, pero dado que esa información se redactó en el momento de su muerte, hay muy poco para basar los hechos de su vida antes de 1906.

Advertisement

Incluso las historias de boca en boca tendían a quedarse con lo que se imprimía en ese entonces. “Mi experiencia fue que la información de boca en boca que encontré rara vez difería significativamente de la que se puede encontrar en las fuentes impresas”, dijo Hanford, citando como fuentes al local Pete Silldorff y al ex archivero de la Sociedad Histórica del Condado de Lebanon, el Dr. Adam Bentz.

Lee MásLlevar la vida a 83 a todo vapor por delante: los muchos intereses al aire libre de Pete Silldorff

Se ha llamado mucho la atención sobre su escape de la esclavitud, que generalmente se cree que sucedió al menos varios años antes de la Guerra Civil. Algunas fuentes, como la columna de 1906, afirman que escapó durante la Guerra de 1812 con un compañero que fue capturado. En esta versión de la historia, Johns se quedó en el área de Chambersburg antes de mudarse a Lebanon.

Otros relatos posteriores, como un artículo de 1956 escrito a partir de los recuerdos de un granjero local que conoció a Johns cuando era niño, afirman que Johns escapó en la década de 1850 con otros dos esclavos (ambos finalmente capturados), llegando y vadeando el río Susquehanna. desde Virginia en solo tres días y medio. Después del cruce del río, Johns trabajó como leñador al norte de Harrisburg durante un tiempo antes de dirigirse al este.

Advertisement

Las diferentes versiones de la fuga reflejan otro punto de discordia con respecto a Johns: su edad. Se cree que los supercentenarios (personas que alcanzan una edad superior a los 110 años) son alrededor de 1.000 veces más raros que los centenarios (los que llegan a los 100), y no es inusual que los investigadores descubran que los registros de nacimiento faltan por completo o están en desacuerdo con los de la persona. edad reclamada.

Como ex esclavo, el nacimiento y la juventud de Johns son casi imposibles de verificar. Su lápida, ubicada en el cementerio de la Iglesia Moonshine al norte de Fort Indiantown Gap, establece su edad en 112, pero el recuerdo de Johns de la muerte de George Washington en 1799 y el bombardeo de Fort McHenry en 1814 parecería indicar la edad de 117 años. informó en las noticias en el momento de su muerte. Como referencia, el hombre verificado de mayor edad registrado es Jiroemon Kimura, quien vivió hasta los 116 años.

En cualquier caso, se acepta en general que Johns estaba en el condado de Lebanon al comienzo de la Guerra Civil. No se sabe exactamente cuándo se instaló en Blue Mountain en la propiedad del granjero John Fahler, pero cuando lo hizo, asumió el trabajo de un minero, cuidando montones de carbón de los bosques para venderlos a los hornos locales.

Trabajando como minero

La vida de un minero no era para los débiles de corazón. Su función en la producción de carbón vegetal era controlar la quema lenta y humeante de los montones de madera, convirtiéndolos en combustible durante un período de tiempo (generalmente varias semanas). La naturaleza del trabajo requería que el trabajo se hiciera en el bosque y lejos de los centros comunitarios, y la supervisión necesaria para controlar las quemaduras y cuidar el carbón requería que un carbonero viviera cerca de los sitios de producción en chozas de fabricación propia.

Construcción de una cabaña típica de mineros, como se muestra en un 
estudio del Servicio de Parques Nacionales de 1941. (Jackson Kemper)

Junto con el Gobernador Dick, un esclavo negro que supuestamente vivía en las laderas de la montaña que lleva su nombre en el monte. Gretna, Johns es uno de los pocos trabajadores del carbón históricos conocidos en el condado, aunque la profesión no se limitaba a unos pocos trabajadores.

“En realidad, hay bastante evidencia de que había otros mineros que fabricaban carbón vegetal en la misma área que Johns, ya que se pueden ver cientos de hogares de carbón en escaneos aéreos, y es muy poco probable que Johns los hiciera todos”, explicó Hanford.

Hogar de leña construido por un carbonero, antes de cubrirlo con tierra y hojas. 
(Kemper)

Los collares suelen estar estacionados en sus puestos durante la mayor parte del año para atender los fuegos de carbón, pero hay historias anecdóticas que sugieren que Johns estaba más integrado en la vida comunitaria de lo que uno podría pensar. Según la información recopilada en 2001 por el guardabosques de la reserva de Bashore, Dave Matterness, se sabía que Johns dejaba su puesto para asistir a los servicios en la Iglesia Moonshine, comer los domingos con familias locales, besar la cabeza de los bebés locales (una práctica supuestamente destinada a prevenir la tos ferina) y visite las tiendas locales para comprar dulces para los niños.

Hanford descubrió que estos detalles sobre las interacciones frecuentes de Johns con la comunidad, si son ciertos, representan un estilo de vida más complejo y matizado que el estilo de vida solitario y ermitaño que a menudo se asocia con la profesión.

Advertisement

Añadió que la vida laboral de Johns en el bosque lo alejaría de la comunidad al menos un poco. “[E] ste era el estándar para los mineros, pero la mayoría de los mineros solo lo hacían temporalmente mientras estaban trabajando, y el resto del tiempo vivían en una casa normal”, dijo Hanford. La cabaña de Johns, que se detalla a continuación, se menciona con frecuencia como su única residencia.

Advertisement

No se sabe a dónde se envió específicamente el carbón vegetal de Johns, aunque la abundancia de hornos en el área constituía un enorme mercado de combustible. En general, las pequeñas forjas de hierro tenían más probabilidades de usar carbón vegetal que sus contrapartes grandes que queman carbón.

Advertisement

Viviendo de la tierra

Advertisement

Mientras estaba en la montaña, Johns era conocido por su autosuficiencia, una habilidad que lo ha convertido en un modelo a seguir para generaciones de Boy Scouts en la reserva de Bashore Scout en Moonshine Road. Desde que se estableció la reserva en 1947, el aspecto del hombre de las montañas de la historia de Johns se ha entrelazado con la organización.

La reserva, actualmente cerrada al público, mantiene un facsímil de la cabaña de Johns en la ladera de la montaña (visible en una visita de YouTube al sitio realizada por The Wandering Woodsman). La reconstrucción de la cabaña de Johns fue realizada por Eagle Scout Michael Shay en 1969. Shay trabajó durante 155 horas para construir la cabaña y limpiar el área circundante, que incluye dos manantiales. Por supuesto, la ubicación de la cabaña de Johns es una aproximación y, según Hanford, identificar su cabaña como una construcción singular y duradera está en desacuerdo con las prácticas históricas de los mineros.

“Ese tipo de cabaña está diseñada para ser temporal, y los mineros construyen una nueva cada temporada”, explicó Hanford. “Pero no hay una fuente disponible que diga nada sobre esto. Siempre se dice como si la única cabaña de Johns fuera el lugar donde siempre vivió, lo que haría que sus condiciones de vida fueran bastante malas durante todo el año “. Se dice que una de las cabañas de Johns fue incendiada por ladrones antes de que él la reconstruyera (los ladrones se llevaron alrededor de $50).

Los restos de una estructura similar a un tipi, que se rumoreaba en 1956 que eran las ruinas de la cabaña Johns, y una reconstrucción en 1990. Desde entonces, la cabaña se ha renovado para incluir paredes y algunos objetos interiores, como una estufa de leña.  (The Lebanon Daily News, 3 de marzo de 1956 y 5 de febrero de 1990)

Johns tenía pocas posesiones y vivía con su perro. Supuestamente tenía una estufa de leña en su cabaña para calentarse y una Biblia de la cual leyó y recitó. Poseía tres armas de fuego, que fueron vendidas después de su muerte en una subasta pública organizada por la familia Fahler. Estos incluían un rifle, una pistola y una escopeta, la última de las cuales está en posesión de la Sociedad Histórica del Condado de Lebanon.

Encontró comida en el desierto a través de la caza y la trampa, y según los informes, recogió y vendió bayas de la maleza del bosque. Se cree que los pequeños manantiales cercanos a la ubicación de la cabaña reconstruida le proporcionaron agua.

Advertisement

El legado de Joseph Johns

Es un testimonio de Joseph Johns que su historia se ha seguido contando más de un siglo después de su muerte. Aunque sus detalles son controvertidos y es poco probable que alguna vez se resuelvan definitivamente, la historia se ha convertido en parte de la historia de la comunidad del condado de Lebanon.

“Creo que definitivamente es algo bueno que su historia circule porque es casi el tipo de persona más marginada que puedas imaginar; ni los mineros ni los afroamericanos están bien representados históricamente”, escribió Hanford con respecto a Johns como una leyenda local.

“Al mismo tiempo, uno no puede evitar tener la sensación de que la historia ha sido ‘limpiada’, en cierto sentido. Me resulta difícil reconciliar la historia de un esclavo fugitivo que encontró refugio y aceptación en nuestra área con el conocimiento de que vivía en la periferia, en una choza hecha de barro y troncos viejos ”, continuó Hanford, reconociendo que esa era la norma para mineros.

Iglesia Moonshine en 701 Moonshine Road, donde se dice que Johns asistió al servicio. 
Su lápida se puede encontrar en el cementerio. (Groh)

Hanford cree que el estatus de Johns como esclavo fugitivo ha jugado un papel importante en captar la atención del público. “[Es] casi siempre el primer detalle que se brinda sobre él cuando se cuenta la historia, y creo que pinta a la comunidad de manera positiva”, dijo Hanford. Una anécdota muy conocida relata la historia de cómo John Fahler, dueño de la granja cercana, protegió a Johns de los hombres enviados para devolver a Johns al sur blandiendo una escopeta y ordenándoles que abandonaran el área.

A medida que pasan las décadas, algunos aspectos de la leyenda de Johns han creado controversias menores. En 1994, Francis Ditzler, autor de un libro sobre Johns disponible en la Sociedad Histórica del Condado de Lebanon, trabajó con el cantero Bill Schaeffer para crear un monumento a Johns en la entrada de la reserva de Bashore.

La creación del monumento provocó un pequeño debate sobre la aceptabilidad del apodo de “Old Black Joe”. Si bien algunas fuentes informaron que Johns recibió con agrado el apodo, fue lo suficientemente controvertido como para que Ditzler eliminara una línea que se refería a él como un nombre cariñoso para el hombre. Ditzler comentó en ese momento que no creía que el contexto del nombre fuera despectivo.

La reputación de Johns como un elemento de la comunidad en una comunidad casi totalmente blanca en el siglo XIX todavía se debate en la actualidad. Pensilvania era un destino para muchos esclavos fugitivos, pero el prejuicio estaba lejos de ser inexistente en el estado. Algunos informes sobre Johns mencionan que tiene una reputación local como un hombre del saco local (una percepción común para los mineros), aunque la cantidad de testimonios de residentes que afirmaron haber sido amigos de Johns en su infancia parecería indicar una amistad, aunque algo reservado, hombre generalmente aceptado por la comunidad circundante.

Los recuerdos y sus contradicciones dentro de los hechos finalmente forman una imagen más completa, aunque nunca perfecta, de una leyenda local, y Joseph Johns no es diferente. Más de cien años después de su muerte, parece seguro decir que la información previamente no descubierta sobre Johns ha desaparecido, dejándonos con una fotografía, una lápida y un montón de historias y testimonios. La historia completa de Joseph Johns, vida o leyenda, ahora pertenece solo a las montañas.

Lee MásLa verdadera historia del crimen que hizo famoso a Lebanon en todo el mundo: Los Seis de Ojos Azules, conspiradores de un asesinato hace 140 años

Traducido por Nelly Arvizu


¿Conoce un fragmento de la historia del condado de Lebanon que deberíamos compartir? ¡Danos consejos sobre qué presentar a continuación!

Regala el periodismo local.
Si está agradecido por lo que LebTown aporta a la comunidad, considere unirse a nuestra causa como miembro. Los miembros obtienen una visión interna de nuestro calendario de publicaciones cada semana, además de invitaciones a nuestro grupo de Facebook exclusivo para miembros y happy hours.

Regístrese para obtener una membresía anual usando el enlace a continuación, y le daremos una taza LebTown gratis en la próxima hora feliz.

Aprenda más y únase ahora aquí.

Advertisement